• ¨Por qu‚ el texto "Carnic

    From MHS:Horacio Daniel Massim@TEMP to Todos on Mon Mar 2 07:14:00 1998
    De: Horacio Daniel Massimino 4:901/134.0
    Fecha:28 Feb 98 00:25:44
    ­Hola Todos!



    ¨Por qu‚ el texto "Carnicer¡a con siesta"?


    Escribir este cuento me llev¢ much¡simo tiempo. Una
    primera versi¢n con el gomero en el patio y las ra¡ces que se
    desparramaban y avanzaban rompiendo todo, en plan cuento
    fant stico, la escrib¡ hace m s de veinte a¤os, o quiz s m s,
    no s‚, pas¢ much¡simo tiempo. Era la clase de texto que hace
    a¤os uno guardaba en carpetitas amarillas, de esas tama¤o
    carta en las que cualquier escritor de mi generaci¢n
    atesoraba originales. Despu‚s lleg¢ la computaci¢n, y pas‚
    este texto y tantos otros a mi Mac. Pero ‚ste nunca terminaba
    de cuajar, siempre me dejaba una insatisfacci¢n que me
    imped¡a darlo por terminado. De hecho es lo que me sucede con
    casi todo lo que escribo, pero en este caso hab¡a una
    exigencia oculta un tanto desmensurada.

    De modo que confi‚ en el tiempo y el tiempo pas¢. Pero
    cada tanto volv¡a a este cuento y lamentablemente se me fue
    dibujando ese muchachito que quiz  fui yo mismo, no estoy
    seguro ni tiene importancia, y se hizo n¡tida la tarde de
    verano, que ‚sa s¡ es una de las m¡as, leg¡tima tarde
    chaque¤a. Creo que la idea de la violencia familiar vino
    despu‚s, no me acuerdo, de todos modos la violencia siempre
    est  y me espanta, sobre todo porque fui un ni¤o muy
    afortunado: mis padres eran humildes y ten¡amos muchas
    privaciones, pero en mi casa hab¡a amor para tirar para
    arriba. Acaso fue por eso que la violencia siempre me deja
    perplejo, como no la puedo entender y simplemente la miro,
    entre extasiado y horrorizado.

    Este cuento fue escribi‚ndose, digo ahora, pero la verdad
    es que no se escrib¡a nunca. Debo haberlo intentado unas
    treinta o cuarenta veces a lo largo de todos esos a¤os. Me
    parece, ahora que escribo esto, un desprop¢sito y quisiera
    pedir disculpas, pero as¡ fue. Y la versi¢n final -es un
    decir, digamos- es de hace un a¤o y pico: Sa£l Sosnowski me
    pidi¢ un cuento in‚dito para el aniversario de su revista
    "Hispam‚rica" y no ten¡a ninguno para darle, jam s tengo,
    escribo muy pocos cuentos. De modo que esa exigencia funcion¢
    y lo termin‚ y lo envi‚. El cuento se public¢ el a¤o pasado
    en su revista, en Meryland, Estados Unidos. En la Argentina
    s¡ est  in‚dito, y bueno, a pedido de Guillermo Piro, aqu¡
    est  para los lectores de Verano/12. Ojal  les guste, aunque
    no s‚ si un cuento como ‚ste puede "gustar". Pero gracias por
    leerlo, al menos.


    Mempo Giardinelli


    ÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄ
    Extra¡do del Suplemento Verano/12, del diario P gina/12 del
    viernes 9 de enero de 1998.
    ÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄÄ



    Saludos,
    Horacio

    ---
    * Origin: Lo nuevo de Mempo: "El pa¡s de las maravillas" (4:901/134)
    SEEN-BY: 90/0 15 23 95 2001 823/1 900/111 134 138 140 300 309 358 400
    SEEN-BY: 900/500 515 525 600 617 621 748 755 763 901/100 102 104 107
    SEEN-BY: 901/108 109 130 134 148 157 159 163 255 300 322 902/9 100 903/100 SEEN-BY: 904/74 905/100 202 209 401 451 551 552